Las 3 hijas virgenes

Una madre tenía 3 hijas, las tres vírgenes.

Las tres se casaron al mismo tiempo. Como estaba inquieta a causa de su falta de experiencia sexual y como quería saber qué tal les había ido, les hizo prometer que le enviarían una postal desde su luna de miel con unas palabras sobre sus experiencias.

La primera envió una postal desde Tahiti 2 días después de casarse. Había escrito solamente:

‘Nescafé’

La madre se quedó perpleja pero fue a la cocina y sacó un bote de Nescafé. En él aparecía escrito: ‘Bueno hasta la última gota”. La madre refunfuñó, pero se sintió feliz por su hija.

La segunda envió una postal desde la costa azul una semana después de la boda, la postal decía:

‘Rothmans’

La madre, que ya sabía qué hacer, corrió a coger el paquete de cigarrillos, y leyó: ‘Extra Long. King Size’. Se sintió otra vez molesta, pero contenta por su hija.

La tercera fue de luna de miel a Conflan Ste Honorine. La madre esperó una semana, después dos, tres. Por fin, después de todo un mes, llegó una postal.
Solo contenía estas palabras, escritas de forma temblorosa: ‘South African Airways’

─ ¿Ya viste esto? ─  El mejor alimento

La madre cogió una revista, buscó febrilmente entre sus páginas con inquietud, y encontró una publicidad de SAA. y decía:

‘Diez veces al día, siete días por semana, en los 2 sentidos.’
y mamá se desmayó.